- Revista AlJumuah - https://aljumuah.net -

Virtudes de la Noche del Destino (Lailatul Qadr)

Esta noche tiene una significación especial; en ella se deciden los asuntos de la humanidad, se designan el sustento y el plazo de vida de cada ser humano y se decretan los acontecimientos de ese año. Esta noche se sitúa en una de las diez últimas noches de Ramadán, posiblemente en la vigésima séptima noche.

Particularidades de Lailatul Qadr:

Esta noche es mejor que mil meses (ochenta y tres años y cuatro meses). Es recomendable rezar en ella y pronunciar las plegarias conocidas.

1.      Al-lah Dice (lo que se interpreta en español): {Comencé la revelación [del Corán] en la noche de la predestinación. ¿Y qué te hará comprender la importancia de la noche de la predestinación? [Adorar a Dios] la noche de la predestinación es superior en recompensa a hacerlo durante mil meses. Esta noche descienden los ángeles y el espíritu [el ángel Gabriel] con órdenes de su Señor para todos los asuntos. Es una noche de paz y seguridad hasta el comienzo del alba} [Corán 97:1-5]

2.      Abu Hurairah, que Al-lah esté complacido con él, relató que el Profeta, sallallahu ‘alaihi wa sallam, dijo:“A quien rece durante la Noche del Decreto con fe y devoción se le perdonaran todos sus pecados cometidos.” [Bujari y Muslim]

3.      `Aishah,que Al-lah esté complacido con ella, relató que le preguntó al Profeta, sallallahu ‘alaihi wa sallam: ¡Oh, Men­sajero de Al-lah! ¿Que debería decir si supiera cual es lanoche de Lailat Al Qadr? Y él le respondió: “Di: ¡Oh, Al-lah! Tú eres Indulgente, Generoso, y amas la indulgencia. Per­dona, pues, mis faltas.” [At-Tirmidhi e Ibn Mayah]

El ayuno del Profeta y su desayuno:

·         Ibn ‘Abbas relató: “El Profeta nunca ayunó por un mes entero fuera de Ramadán. Cuando ayunaba, la gente decía: ¡Por Al-lah que no rompe el ayuno! Y cuando dejaba de ayunar, la gente decía: ¡Por Al-lah que no ayuna!” [Bujari y Muslim]

·         Humaid relató que oyó a Anas, que Al-lah esté complacido con él, decir: “El Mensajero de Al-lah, sallallahu ‘alaihi wa sallam; solía dejar de ayunar durante un tiempo del mes hasta que las personas llegaban a pensar que no ayunaría nada de ese mes, y solía ayunar hasta que pensaban que no cortaría el ayuno durante todo el mes. Y cuando querías verlo rezando por la noche lo veías y cuando querías verlo durmiendo lo veías.” [Bujari]